Stop gordofobia

Este blog, como se dijo en un principio era para compartir información. No sólo en relación a mis reflexiones o escritos sino como forma de difundir material interesante que nos sirva para formarnos.

1.1

En este caso quiero compartir una cita del libro Stop gordofobia y las panzas subversas de Magdalena Piñeyro editado por BALADRE y zambra y el cual recomiendo insistentemente:

Hace un tiempo un chico nos escribió a Stop Gordofobia: “últimamente todo el mundo se está declarando antigordofóbico, pero los gordos seguimos sin follar”. Ser gorda y estar rodeada de gente que no folla ni ama a gordas  es como ser negra y estar rodeada  de gente que no folla ni ama a negras. No sé si me explico, pero es realmente duro y frustrante. No es que quiera centrarme en esta cuestión sexual o de parejas, pero convengamos que constituyen las formas más íntimas de relacionarse en nuestras  sociedades y esto da pauta de la gordofobia reinante, porque además de machacarnos la autoestima nos lleva a preguntarnos, ¿será su rechazo a la gente gorda en la cama o como pareja extensible a otros ámbitos de la vida? ¿será extensible a mí incluso como compañera?

[…]

Se me viene a la mente un amigo de esos que no folla con gordas, quien un día hablando de estos temas pre pregunta: “Pero Magda, si no me gustan las gordas, y aunque el gusto sea construido, ¿por qué tengo que esforzarme para cambiar y que empiecen a gustarme?”. Sencillo amigo: porque la norma estética te impide disfrutar múltiples formas de placer y bellezas corporales y mentales; porque impide la aceptación de la diversidad; porque es una cuestión de respeto; y por último, por el mismo motivo por el que me esfuerzo en no ser islamófoba, racista o transfóbica: porque discriminar a la gente está MAL. Porque con nuestros actos discriminadores alimentamos la gran maquinaria del dolor y la exclusión, y tenemos que dejar de participar en esto.

 

Quizá este texto sólo lo lleguen a ver como no polémico las personas que se han introducido de lleno en la lucha contra la gordofobia. Para quien no lo haya hecho le recomiendo de nuevo la maravilla de libro que tengo entre las manos y le animaría a empezar a trabajarse todos los elementos interiorizados que tenemos que (re)producen las opresiones. Además, les comparto la página donde se está haciendo una labor de empoderamiento impresionante y que está relacionada de forma directa con el libro ya que le escritore es una de les fundadores de la misma: Stop Gordofobia. Aviso, no obstante, de que hay más páginas haciendo un trabajo parecido por lo que habría que investigar para dar con todo.

Más adelante, conforme me vaya formando, hablaré de lo que en el libro se denomina el tripartito gordofóbico, es decir, el uso de la estética-moral-salud como forma de justificación de la discriminación.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s